Postales desde el quinto B, número 40

Una idea es una idea, hasta que te pones manos a la obra y la haces realidad. Hacer una idea realidad es lo más difícil de cualquier proceso de creación. Los grandes logros siempre han estado precedidos por una idea previa. Además, estoy seguro de que en la mayoría de los casos, la idea original era más débil que su propia ejecución. Sin embargo, solemos darle a las ideas una importancia que no hace justicia al valor que tiene la iniciativa de transformar lo abstracto en algo concreto. Muchas veces las ideas se quedan ahí, en el plano de lo intangible.

En mi opinión, existen dos tensiones clave a la hora de pasar de las ideas a la realidad: la existente entre el consumo y la producción; y la que se produce entre la planificación y la ejecución. Es importante conocer otras realidades, revisar referencias, tener en cuenta otros trabajos como inspiración, pero en algún momento hay que olvidarse de consumir para pasar a producir. Algo así sucede con la planificación, con el agravante de que la planificación genera una falsa sensación de progreso, como de tener el proyecto bajo control, cuando en realidad hasta que se afronta la incertidumbre de ejecutar seguimos en el plano de lo intangible. Espero que no hayas dado por perdidos los propósitos de año nuevo y que consigasel equilibrio necesario para sacarlos adelante.

¡Gracias por leerme! Si te ha gustado esta postal, dale al ♥️ y compártela por email o en redes sociales con otras personas inquietas como tú.

A.


📖  Show your work!

📰  Explore or exploit?

💬  Limítate al presente

✉️  Contra la planificación

🎞  El equilibrio es imposible